Seleccionar página

Después de leer el libro “Let my people go surfing”, empecé a darle vueltas a la cabeza y pensar cómo podía poner en practica todas las ideas que me había dado el libro para reducir mi impacto medioambiental. 

Compro productos locales, de temporada, sin plásticos, ni embalajes superfluos, fabrico mis productos de limpieza, compro de segunda mano, etc… ¿qué más puedo hacer?

Y al cabo de una semana, ¡bingo! ¡claro! ¡La renovación del piso! ¿Cómo no se me había ocurrido antes? Cuando empecé a buscar el mueble del baño para el piso y la cocina, ¿dónde miré? donde mira todo el mundo: Ikea, Leroy Merlin…

Empezó a rondarme la idea de llevar a cabo la renovación del piso minimizando el impacto medioambiental. Se lo comenté a mi marido y su respuesta fue: ¿Cuánto nos va a costar? Así que ya tenía mi objetivo: una renovación sostenible, pero con el mismo presupuesto que nos habíamos fijado.

Hice una lista de las diferentes partidas de la renovación, y una por una me pregunté cómo podría llevarla a cabo de una manera sostenible:

ALICATADO: SUELOS Y AZULEJOS

Los fabricantes españoles de cerámica, llevan bastantes años mejorando los productos y sus procesos productivos, para reducir el impacto medioambiental de los mismos. He elegido un fabricante español con certificado LEED (Leadership in Energy and Environmental Design).

PINTURA

Existen pinturas minerales que además de ser más responsables con el medioambiente, son menos nocivas para la salud que las pinturas plásticas convencionales. Teníais que haber visto la cara de Cesar, la persona que se va a encargar de la reforma, casi le da un patatús. Pero finalmente, le ha encantado la idea y me está siendo de mucha ayuda. Ahora mismo estamos en un punto muerto porque nos hemos encontrado con un imprevisto: las pinturas minerales no se pueden aplicar sobre una base plástica, así que estamos buscando soluciones.

ELECTRICIDAD Y FONTANERIA

Electricidad: aquí complicado, usaré los productos de Schneider Electric, mi empresa que no es perfecta, pero tiene bastantes programas de sostenibilidad.

Fontanería: ni idea… todo lo hacen en PVC.

BAÑO

He encontrado un mueble para el lavabo de segunda mano que está impecable, no muy lejos de Grenoble. Últimamente casi todo lo compro de segunda mano, porque hay muchísimas cosas nuevas o prácticamente nuevas que la gente ya no utiliza. Es una pena gastar recursos en volver a producir algo que otra persona tiene en su casa muerto de la risa. Pero, no sé por qué, para el tema de la renovación no había pensado en comprar de segunda mano y me he llevado una grata sorpresa.

COCINA

Aquí empezó mi peregrinación….

 ¿Cuáles son los criterios para que una cocina sea sostenible? No tenía ni idea, así que me dije, divide y vencerás.

MUEBLES: lo más natural es la madera, muebles de madera maciza. Pero claro, ¡son carísimos! Encontré un fabricante en Francia que hace muebles a medida, le contacté, pero nunca me contestó. No encontré muchas posibilidades en internet. No me quedaba más remedio que volver a los muebles convencionales, entonces vi que hay ciertos fabricantes que utilizan maderas PEFC.

¿Qué es el PEFC? Es una certificación forestal que garantiza que la madera proviene de bosques gestionados de forma sostenible. Aquí tenéis un enlace que lo explica más en detalle:

Lo primero que hice fue mirar si Ikea o Leroy Merlin tenían este tipo de certificación, pero no mencionan nada en su web.

Busqué otras empresas por internet y también cerca de casa. Algunas ni me contestaron cuando les dije el presupuesto que tenía… Después de muchas vueltas me quedé con dos a las que les interesó mi proyecto: 

  • Socoo’c: es la lowcost de Mobalpa, que es un fabricante francés.
  • Ecocuisines: distribuidor de cocinas fabricadas en Alemania.

Juntos decidimos el tipo de muebles que íbamos a poner, muebles en tonos claros sin tintes, ni lacas y con maderas PEFC. Sólo hemos puesto muebles en la parte de abajo y estanterías en la parte de arriba, para ajustarnos al presupuesto. Se trata de una cocina para un piso pequeño, así que no hacen falta muchos muebles y al final el resultado es mejor porque queda más espaciosa.

Para la ENCIMERA, teníamos dos opciones, la encimera en melaminado PEFC o Silestone o Quartz que es un material natural fabricado con silicato de cuarzo y tienen líneas ecológicas en las que usan 50% de residuos de vidrio, espejos, porcelana, gres, etc. Me encanta el Silestone, es super bonito, pero para poder ajustarme al presupuesto he elegido el melaminado.

Los ELECTRODOMESTICOS (campana decorativa Candy 90€), la pila en inox (50€) y el grifo, los he encontrado todos en el wallapop francés (leboncoin), y están prácticamente nuevos.

Hasta he encontrado platos, vasos y cubiertos sin usar.

He hecho los cálculos y al final he superado el presupuesto de 1400€ que me había fijado, en 50€. Sin embargo, los electrodomésticos y los muebles son de una calidad superior a la que había previsto. No tendré que cambiarlos hasta dentro de muchos, muchos años y espero que no me den problemas, porque el vivir despreocupada, !no tiene precio!

¡Os mandaré fotos cuando tengamos la renovación terminada!